ⓘ Palazzo Como. La edificación del palacio empezó en 1404, ​ Durante la Segunda Guerra Mundial el palacio, cerrado al público, fue uno de los monumentos de la ciu ..

                                     

ⓘ Palazzo Como

La edificación del palacio empezó en 1404, ​

Durante la Segunda Guerra Mundial el palacio, cerrado al público, fue uno de los monumentos de la ciudad que sobrevivieron a los bombardeos aliados; reabrió posteriormente a partir de 1948 y hasta 1999, cuando fue cerrado para una restauración que duró unos trece años. Reabrió definitivamente el 22 de julio de 2012.

                                     

1. Descripción

El antiguo palacio era un magnífico ejemplo de la arquitectura renacentista. El proyecto de reconstrucción, encargado a tres arquitectos no napolitanos, condujo la realización de un edificio de estilo toscano en una tierra donde en esa época, aunque la arquitectura tendía a asumir connotaciones locales, confluían a menudo también tendencias importadas de otras culturas, sobre todo las de matriz toscana: este es el caso de los coetáneos palacios Orsini di Gravina, Diomede Carafa y del Panormita. ​ En el fondo de la sala, una rampa de madera con incrustaciones conduce al pasillo colgante que rodea la habitación, desde el cual es posible alcanzar la histórica biblioteca privada con muebles de madera de nogal.

                                     

2. Museo Cívico Filangieri

El museo fue creado e inaugurado en 1888 por voluntad de Gaetano Filangieri, que para salvar el palacio de la destrucción por el proyecto de ensanchamiento de la Via Duomo, se hizo cargo de los gastos de "desmonte" y "reconstrucción" del edificio atrasándolo veinte metros respecto a su posición original, con el objetivo de utilizar la nueva estructura como lugar de exposición de su colección de arte privada.

Durante la Segunda Guerra Mundial, gran parte de las exposiciones del museo fueron protegidas en una villa en San Paolo Bel Sito; sin embargo esta sufrió ingentes daños debido a un incendio provocado por los alemanes en retirada, con la consiguiente pérdida de gran parte de la colección. ​ Tras años de clausura, el museo reabrió de manera estable en 2012; expone obras de artes aplicadas, esculturas, pinturas y libros antiguos.