ⓘ Capilla de San Isidro, Algeciras. La Capilla de San Isidro es un templo de culto católico situado en uno de los barrios de la Villa Nueva de Algeciras. Aunque s ..

                                     

ⓘ Capilla de San Isidro (Algeciras)

La Capilla de San Isidro es un templo de culto católico situado en uno de los barrios de la Villa Nueva de Algeciras. Aunque se conoce la existencia de una capilla en honor de San Isidro en la zona desde principios del siglo XVIII debido la fuerte presencia de labradores en el vecindario no fue hasta 1787 cuando comenzó a edificase la capilla actual en una de las esquinas de la plazoleta del barrio de Matagorda. Tras paralizarse las obras en numerosas ocasiones a finales del siglo XIX la única nave ejecutada del edificio es acondicionada como almacén y luego vendida a un particular que instaló en ella una escuela. En 1934 la capilla es finalmente comprada por el ayuntamiento de la ciudad y vendida al Obispado de Cádiz que la consagra ese mismo año.

                                     

1. Descripción

El edificio actual mantiene la única nave erigida a principios del siglo XIX por no haberse terminado el campanario ni las naves laterales planificadas. Los avatares de su construcción hacen que el edificio sea muy simple con una cubierta de la nave plana y carente de cualquier tipo de ornamentación arquitectónica. El tejado es simple, a tres aguas con tejas árabes. La fachada se encuentra rematada por una espadaña con campana y una hornacina con la imagen de su patrón San Isidro Labrador. Diferenciando los dos cuerpos y la espadaña se encuentra una moldura sencilla. Adosada al edificio se encuentra una sacristía con dos alturas, la superior utilizada como casa rectoral. En el interior del templo se observa una decoración a base de molduras de escayola de reciente instalación y sin valor artístico. Se venera en el templo un crucificado gótico, una imagen de San Isidro Labrador y las imágenes de Jesús Cautivo Medinaceli y Virgen de la Esperanza obras de Carlos Bravo Nogales de 1944 y 1948 que tienen una gran devoción en la localidad. ​

                                     

2. Historia

Según ponen de manifiesto diversos planos levantados por el Cuerpo de Ingenieros al mando de Jorge Próspero de Verboom a principios del siglo XVIII el promontorio que hoy ocupa el barrio de San Isidro, denominado de la Matagorda, estuvo ocupado en la Edad Media por una fortificación, castillo o alcázar. Dominando el otero del cerro de Matagorda esta construcción debió conservarse en pie hasta la segunda década de ese siglo cuando se instala en ella una pequeña capilla dedicada a Nuestra Señora de Belén y San Isidro Labrador por ser los escasos habitantes del barrio labradores de las numerosas huertas del lugar y del inmediato valle del Secano. Poco se conoce de esta primitiva capilla salvo que no llegó a consagrarse y acabó desapareciendo cuando el caserío de la zona aumentó en número. ​ El templo ejerce de parroquia hasta el año 1974 en que se traspasa esta función la cercana iglesia de María Auxiliadora quedando como templo auxiliar.