ⓘ María Mendoza de Vives. La novelista y poeta nació en el seno de una familia acomodada. De joven, su madre era quien no la dejaba escribir, aunque comenzó a pub ..

                                     

ⓘ María Mendoza de Vives

La novelista y poeta nació en el seno de una familia acomodada. De joven, su madre era quien no la dejaba escribir, aunque comenzó a publicar sus poemas con tan solo veinte años. Casada con un funcionario judicial, se trasladó a Barcelona en 1841. Fue en ese momento en el que conoció a Cristóbal Colón.

Fue muy bien recibida en la ciudad condal, llegando a ser nombrada Reina de las fiestas en los Primeros Juegos Florales de Barcelona en 1859, a propuesta de Isabel Villamartín, que era la ganadora de la Flor natural, de ese año. ​

Cultivó el género poético de costumbres y el cuento moral, insertándose en el movimiento literario femenino iniciado en Barcelona en 1860 junto a figuras como Pilar Pascual de San Juan y María Josefa Massanés. Como era norma habitual, participó en veladas literarias, obteniendo en 1876 un premio en Gerona por Recuerdos de Andalucía y otro en 1878 por su poema Una Página de Gloria, basado en la conquista de Mallorca, y fue socia de mérito de diversas asociaciones, como la Real Academia de Buenas Letras de Barcelona y Filarmónica.