ⓘ Palacio de Néstor. Se conoce como palacio de Néstor a los restos de un conjunto residencial del periodo micénico que se encuentran en la colina de Epano Englian ..

                                     

ⓘ Palacio de Néstor

Se conoce como palacio de Néstor a los restos de un conjunto residencial del periodo micénico que se encuentran en la colina de Epano Englianos, a unos 14 km de Pilos, y en las proximidades de Chora, en Grecia.

Su nombre deriva del legendario Néstor, rey de Pilos, que es personaje importante en la Ilíada de Homero, donde era uno de los caudillos de la alianza aquea que se dirigió a combatir en la guerra de Troya.

Este palacio debió ser el centro administrativo de un reino o principado dividido en una zona citerior que incluía el palacio y que comprendía a su vez nueve distritos y otra zona ulterior que comprendía siete. Estas dos zonas estaban separadas por la cadena montañosa de Haghiá. ​

                                     

1. Historia de las excavaciones

El yacimiento arqueológico fue localizado en 1939 por Konstantinos Kourouniotis y excavado por un equipo dirigido por Carl William Blegen. ​

                                     

2. El conjunto residencial

Al palacio se accedía a través de un propileo tras el que se hallaba un patio de unos 7 m de largo por 11 de ancho. En unas pequeñas habitaciones situadas a un lado del patio se encontraron cientos de tablillas con inscripciones en lineal B.

A continuación se hallaba un pórtico que estaba sostenido por dos columnas que daba paso a un vestíbulo que tenía abertura en sus cuatro lados. Este vestíbulo precedía al mégaron o salón del trono, que era el centro del conjunto residencial. En esta sala, que medía 12 x 11 m, se halla una pieza circular de 4 m de diámetro que representa el hogar sagrado. Este hogar estaba encuadrado entre cuatro columnas de madera de las que se han conservado las bases de piedra. En esta sala se halla una depresión sobre la que debió estar emplazado el trono. Ante este se ha conservado la representación de un pulpo. También se han conservado los restos de una mesa de ofrendas sobre las que se hallaron restos de varias jarras votivas.

En torno al mégaron se hallaban numerosas habitaciones a las que se accedía a través de corredores. Algunas de ellas tenían funciones de almacenes de productos entre los que se incluían el aceite y el vino y en ellas se encontraron múltiples recipientes; otras tenían funciones residenciales. Entre estas estancias anexas destaca una sala de baño donde se ha conservado una bañera de terracota pintada. ​

                                     

3. El fin del palacio

La destrucción del palacio fue debida a un incendio, en torno al año 1200 a. C. y, al contrario que otros centros micénicos, no volvió a ser reconstruido. Se discute cual fue la causa de este incendio, si bien hay indicios procedentes de las tablillas con inscripciones que sugieren que Pilos esperaba un ataque por mar puesto que en ellas se hallan disposiciones para fortalecer la defensa de la costa. ​

                                     

4. Los tholos

Cerca del palacio se han hallado tres monumentos funerarios importantes. Uno de ellos, el de Vagenás, pertenece al periodo Heládico medio.

El conocido como "tholos III" pertenece la fase final del Heládico medio o la inicial del Heládico tardío y estuvo en uso hasta el Heládico tardío II. Contenía unos 16 enterramientos. Pese a ser saqueada en la Antigüedad, entre el ajuar funerario se hallaron vasos de cerámica, joyas de oro, un sello y objetos de arte en miniatura de loza y de marfil. ​

                                     

5. Tumba del guerrero del grifo

En octubre de 2015 se anunció el hallazgo, en las inmediaciones del palacio de Néstor, de una tumba de fosa perteneciente a un guerrero del periodo micénico que se puede fechar en torno a 1500 a. C. cuyos restos se encontraban en un ataúd de madera. El ajuar funerario hallado en su interior incluye armas y joyas. Entre las armas se encontró una espada de bronce con mango de marfil, varias dagas, una punta de lanza y colmillos de jabalí que debieron pertenecer a un casco. Entre las joyas había anillos de oro, una cadena de oro, sellos de marfil, copas de oro y plata y gemas. También fueron hallados peines de marfil, un espejo de bronce con mango de marfil, vasijas, ánforas y otros objetos votivos. Muchos de estos objetos son de estilo minoico. ​