ⓘ Juan José Carpio. Son escasas las noticias que se tienen sobre su vida. Nació en Antequera Málaga entre 1654 y 1655. Con 20 años ya se encontraba establecido en ..

                                     

ⓘ Juan José Carpio

Son escasas las noticias que se tienen sobre su vida. Nació en Antequera Málaga entre 1654 y 1655. Con 20 años ya se encontraba establecido en Sevilla, en la colación de la iglesia de la Magdalena. En 1676 firmó y fechó el más significativo conjunto de su escasa obra conocida: una serie de seis cuadros sobre la vida de la Virgen y San Felipe Neri iglesia de San Alberto Magno de Sevilla en amplios escenarios arquitectónicos. Conservadas en el lugar para el que fueron pintadas, son pinturas que pueden inscribirse en el género conocido como Caprichos arquitectónicos, en el que una escena bíblica, histórica o alegórica es la excusa para representar una perspectiva arquitectónica fingida, descrita minuciosamente y poblada por personajes de pequeño tamaño e interés secundario, pues lo que importa en ellas es destacar es la majestuosidad de los edificios. Un dibujo con San Eloy, orfebre, firmado y fechado en 1687 Museo del Prado reúne las mismas características al presentar al santo acompañado por ángeles ante una gran perspectiva arquitectónica. En 1693 participó en la policromía de las imágenes de la cofradía del Santo Entierro de Sevilla y tres años más tarde colaboró en la decoración del túmulo que se construyó en honor de Mariana de Austria.

También le corresponden un par de guirnaldas firmadas "Carpio": Guirnalda con San Nicolás de Bari y Guirnalda con la Virgen y el Niño, ambas en el Museo de Bellas Artes de Sevilla, concebidas como trampantojos en los que las imágenes religiosas se presentan como pequeños lienzos enmarcados, sujetos a una pared de madera y rodeadas por orlas de flores que cuelgan de cintas sujetas la pared por aros.

En su estilo se percibe la influencia de la pintura flamenca, explicable por la presencia en Sevilla de una importante colonia de esa procedencia, entre la que se contaban pintores como Cornelio Schut, Pedro de Campolargo, Jan Van Mol y Sebastián Faix, aunque la influencia más directa es la de Juan de Valdés Leal en sus expresivas figuras, para las que también utilizó como modelos estampas flamencas.