ⓘ Vicente Berdusán. Nació en enero de 1632 en Ejea de los Caballeros Zaragoza en donde transcurrió su infancia. En 1640 quedó huérfano de padres y se trasladó a T ..

                                     

ⓘ Vicente Berdusán

Nació en enero de 1632 en Ejea de los Caballeros Zaragoza en donde transcurrió su infancia. En 1640 quedó huérfano de padres y se trasladó a Tudela Navarra donde su tío, el arquitecto y escultor Juan de Gurrea, asumió su tutela. En 1655 se casó con Margarita Saviñán Royo y de este enlace nacieron siete hijos. Asentado en Tudela, donde vivió y trabajó hasta su fallecimiento el 30 de enero de 1697, Berdusán abrió un taller de pintura que abasteció de pintura religiosa a un extenso territorio que tuvo su centro en el valle medio del Ebro y abarcó Navarra y Aragón, con extensiones hacia País Vasco y La Rioja.

Fue artista prolífico; hay documentadas más de trescientas obras firmadas y fechadas. Su formación tuvo lugar en Tudela con su tío el pintor Fernando de los Mozos. Con él estaría unos cuatro años de 1645 - 1648 traslandándose luego, quizá, a Madrid, al taller de Carreño, pues falta de Tudela hasta 1653. Allí aprende el lenguaje de los venecianos y flamencos que se estaba gestando en la escuela madrileña posterior a Velázquez. Toma de Francisco Rizi las escenografías y los paisajes arquitectónicos como de teatro, y de Carreño el color veneciano y la técnica de manchas aprendida de Tiziano. También se aprecia que conoce el tenebrismo, la pintura veneciana y la composición flamenca. Por eso, unas veces se acerca a Tiziano, otras a Rubens y su obra es un receptáculo de distintas influencias barrocas internacionales.

Fue un pintor de motivos religiosos con sólo alguna excepción, marcado por la Contrarreforma, por su sensibilidad y devociones.

Se trata de un artista de espiritualidad barroca, bajo la cual pinta los temas propios de la época: milagros, santos repartiendo limosna, éxtasis, apoteosis, predicaciones, vida de la Virgen y de Cristo, la Trinidad y los nuevos santos canonizados en 1622: Santa Teresa de Jesús, San Ignacio, San Francisco Javier, San Felipe Neri, San Carlos Borromeo, San Estanislao de Kostka, Ángeles en todas sus formas y también la Inmaculada.

Pintó ciclos monásticos como es común en los artistas de entonces, con historias de la orden correspondiente con el fin de decorar los conventos.

                                     

1. Algunos lugares que tienen su obra

  • Seminario de San Carlos Zaragoza, un ciclo eucarístico relacionado con su orden.
  • La Seo Zaragoza Capilla de San Pedro Arbués, cuadros del siglo XVII atribuidos a este pintor.
  • Retablo de la muerte de San José. Iglesia de las Santas Justa y Rufina. Maluenda Zaragoza
  • En el museo de Figueras.
  • Monasterio de Veruela Zaragoza cuatro lienzos con la vida de San Bernardo, actualmente en el Museo de Zaragoza.
  • La Catedral de Huesca.
  • San Francisco de Zaragoza diez lienzos.
  • El retablo del convento de Santa Teresa de Lazcano Guipúzcoa.

En Navarra: Museo de la Encarnación, el San Francisco Javier de Mélida, la Santa Teresa de Jesús en la sacristía de la iglesia parroquial Santa María de la Asunción de Lerín, el San Felipe Neri de la basílica de la Purísima de Cintruénigo, en Olite, el retablo mayor de San Pedro, en Roncal, un San Francisco Javier en la parroquia, y en Pamplona, la Apoteosis de Santo Tomás de Aquino en iglesia de Santo Domingo y otros en el Museo de Navarra.

                                     

2. En Tudela Navarra

  • Hospital de Santa María de Gracia, una Inmaculada
  • Convento de las Capuchinas.
  • Convento de las Dominicas, una serie para un retablo.
  • Iglesia de San Jorge.
  • Catedral de Tudela, una serie de la Vida de la Virgen para la sala capitular, los retablos del Espíritu Santo y de Santo Tomás de Villanueva

En la Ribera Navarra los retablos mayores de Funes, Caparroso y Corella