ⓘ Antonio Cabezas García. Antonio Julián Cabezas García, teólogo, exmisionero, exjesuita y especialista en cultura japonesa, nació en La Palma del Condado ​ Sus r ..

                                     

ⓘ Antonio Cabezas García

Antonio Julián Cabezas García, teólogo, exmisionero, exjesuita y especialista en cultura japonesa, nació en La Palma del Condado ​ Sus restos fueron incinerados en el Cementerio de la Soledad de Huelva capital y sus cenizas esparcidas en Punta Umbría.

                                     

1. Biografía

Tras la Guerra Civil Española, Antonio Cabezas y su familia abandonaron Huelva. Marcharon primero a Valencia y luego a Francia. Posteriormente volvieron a Huelva y cursó estudios en la tercera promoción de alumnos del colegio de los Hermanos Maristas de Huelva.

En 1949 ingresó en los Jesuitas y solicitó ir de misionero a Japón. Primero estuvo en Irlanda para aprender inglés y filosofía, entre 1954 y 1957. En Irlanda se encontró por primera vez en una comunidad internacional.

El 6 de agosto de 1957 llega a Japón, coincidiendo con el decimosegundo aniversario de la explosión de Hiroshima. Durante seis meses estuvo enseñando español a los soldados norteamericanos, ya que todavía no dominaba el japonés, pero sí el inglés.

Posteriormente, y durante dos años, estuvo estudiando japonés en la Casa de Lenguas de Japón. Más tarde entró como Profesor de Latín y Filosofía en la Facultad de Teología de la Universidad de Sofía, en Tokio, que es el equivalente japonés de los seminarios; sus alumnos eran futuros sacerdotes. También allí, el mismo Antonio estudió Teología, teniendo como compañeros a sus propios alumnos.

En 1961 entra a formar parte del Club de Kárate de la Universidad de Sofía. Por fin, en 1964 se ordena como Sacerdote Jesuita. la ordenación siguió un año de estudios de Teología y otro de meditación en Hiroshima, casualmente en una casa en la que había vivido el Padre Jesuita Pedro Arrupe, quien fue testigo de la explosión de la bomba atómica en Hiroshima.

En 1966 es destinado a Shimonoseki como ayudante de una parroquia. Además siguió con el kárate, con el profesor Shiokawa, que era cinturón negro noveno dan. Junto al gaditano José María Espinosa fue el primer español que hizo kárate.

                                     

2. Publicaciones

Entre sus publicaciones destacan traducciones de obras clásicas japonesas como:

  • Un puñado de arena de Ishikawa Takuboku. Madrid, Ed. Hiperión. ISBN 978-84-7517-678-9.
  • Bashõ Matsuo Senda hacia tierras hondas Senda de Oku. Madrid, Ed. Hiperion, 1993. ISBN 978-84-7517-390-0.
  • Cantares de Ise. Ise Monogatari. Madrid, Ed. Hiperión ISBN 84-7517-218-0
  • Manioshu. Colección para diez mil generaciones. Madrid, Ed. Hiperión
  • La literatura japonesa. Madrid, Ed. Hiperión, 1990. ISBN 978-84-7517-287-3
  • Hombre lascivo y sin linaje Kōshoku Ichidai Otoko de Ihara Saikaku. Madrid, Ed. Hiperión.
  • Jaikus inmortales. Selección, traducción y prólogo de Antonio Cabezas. Madrid, Ed. Hiperión, 1983. ISBN 978-84-7517-109-8 Cabezas defendía la transcripción de "jaikus" en vez de "haikus".

También destaca su obra de investigación histórica en el texto" El Siglo Ibérico de Japón. La presencia hispano-portuguesa en Japón 1543-1643” publicado por la Universidad de Valladolid ISBN 84-7762-452-6.

Fue también investigador y difusor del flamenco y miembro de la Tertulia Flamenca" Las Colonias” de Huelva. Junto a su hermano Manuel Cabezas García escribió "El mar, el llano y la sierra", el primer ensayo sobre el fandango de Huelva. Este libro, editado por la Peña Flamenca de Huelva con motivo de su XXV Aniversario, se presentó el día 30 de junio de 1998, tres días antes del fallecimiento de Paco Toronjo.

Antonio Cabezas dejó inédito el libro "Magia, misterio y mensaje del rincón onubense", donde explica los cambios que observó en Huelva después de pasar cincuenta años fuera de ella, y los apuntes manuscritos de las clases de japonés que impartía en Huelva desde su regreso a finales de la década de los noventa del siglo XX.